-1.2 C
Ushuaia
InicioSociedadIncendios mortales en Chile y frío "épico" en EE.UU: las causas de...

Incendios mortales en Chile y frío “épico” en EE.UU: las causas de dos fenómenos a miles de kilómetros

La costa este de Estados Unidos sufre una ola de frío invernal sin precedentes, con temperaturas bajo cero récord en ciudades como Nueva York, Boston y Washington DC, mientras Chile declaró el estado de catástrofe en el centro del país, afectado por múltiples focos de incendio, que ya se cobraron 22 vidas y dejaron al menos 554 heridos.

Los eventos no parecen estar relacionados a un fenómeno particular en común, más allá de la elevación de la temperatura promedio en el planeta.

En el caso del norte de América, los meteorólogos describieron una “poderosa explosión ártica” que será particularmente intensa, aunque no durará mucho. Para el lunes, el termómetro empezaría a subir.

“En Estados Unidos y gran parte de Canadá, se está dando una entrada brutal de aire frío polar ártico por una modificación en el patrón de los vientos del jet polar o ‘corriente en chorro polar'”, explicó a Clarín el meteorólogo Mauricio Saldívar.

La ola polar genera temperaturas bajo cero récord en Estados Unidos y parte de Cánadá. Foto: EFE

Y agregó que a eso se suma “otro fenómeno extraño” que es que “la tropopausa está bastante baja, a 2.000 metros de altura, cuando suele estar a 9.000 metros”.

“La tropopausa es donde termina la parte inferior de la atmósfera”, definió, y siguió: “Ahora está inusualmente baja sobre el estado de New Hampshire, en Estados Unidos, y eso está generando también una situación bastante anómala en cuanto a los vientos en altura. Eso es algo casi nunca visto“.

Fuego en Chile

Por su parte, los expertos en Chile apuntan a problemas en la gestión de los bosques, un modelo de tala intensivo y la repoblación con ciertas especies de árboles especialmente desacertada para la zona, además de a la crisis climática.

Chile combate 80 focos, de un total de 251 que están activos. Hasta ahora, se quemaron unas 45.000 hectáreas en las regiones de Biobio, Los Lagos, La Araucanía y Ñuble, caracterizada por ser tanto zona de bosques como campos de siembra.

Santa Juana (Chile). Las regiones de Biobío, Ñuble y La Araucanía son las más afectadas por unos incendios que ya han destruido más de 45.000 hectáreas en Chile. EFE/ Pablo Hidalgo

Para Miguel Castillo, experto en incendios del departamento de Gestión Forestal y Medio Ambiente de la Facultad de Ciencias Forestales en la Universidad de Chile, la tala de la vegetación originaria y la reforestación con pino radiata y eucalipto ha incrementado el riesgo de incendios.

“La especie en sí no es más combustible que otras. El problema no es su presencia sino donde está presente y en que densidad”, explicó Castillo a la agencia Efe, y definió cuatro factores que han disparado la tragedia: “La humedad de la vegetación, la pendiente, el viento y el modelo de combustible, superando la capacidad de respuesta”.

Sobre ese último punto, el experto indicó que “una cosa es atender los incendios cuando estos se inician, y lo otro es tratar de contenerlos cuando se han desarrollado y la expansión es muy violenta, con estos factores meteorológicos y topográficos”.

Y siguió: “Es complejo contener varios incendios graves al mismo tiempo y de rápida expansión porque superan la capacidad física. Y la accesibilidad, porque hay muchos incendios en zonas de difícil acceso que necesitan de ataque aéreo“.

Según expertos chilenos, el fuego tiene que ver con el reemplazo de especies de árboles en las regiones de Biobío, Ñuble y La Araucanía, en Chile. EFE/ Pablo Hidalgo

Los fenómenos meteorológicos extremos son una de las consecuencias señaladas por el calentamiento global, ya que al aumentar las temperaturas, el agua se evapora más rápido y eso favorece las sequías.

Chile reunió estas semanas una fórmula perfecta para los incendios, con más de 30 grados de temperatura, 30 kilómetros por hora de viento y una humedad menor al 30 por ciento. Como en 2017, el fuego se propagó rápidamente.

Para Saldívar, tanto en Estados Unidos y Canadá como en Chile “se ve en la mano del hombre en cuanto a la influencia del cambio climático en estos eventos”.

“Aunque mucha gente no lo pueda comprender, estos eventos extremos de entradas de aire frío sobre el hemisferio norte están directamente relacionados con el cambio climático“, advirtió el meteorólogo a este diario.

Y señaló que el calentamiento global tiene un impacto en esta modificación de la corriente en chorro polar y, en consecuencia, tanto en “las altas temperaturas que se han registrado en los veranos en la zona de Siberia, por ejemplo” como en “las muy bajas temperaturas que se registran en invierno”.

La palabra que usa el Servicio Meteorológico de Estados Unidos (National Weather Service) es “épico”. “Esta es una ola ártica épica y generacional”, dijeron representantes desde la ciudad de Caribou, próxima a la frontera de Maine con Canadá, según reporta AFP.

Se espera que el pico de frío se dé por la noche del sábado y la madrugada del domingo, y el organismo también advirtió a la población que en esas condiciones, con temperaturas de hasta menos veinte grados, “la congelación de la piel expuesta puede ocurrir en apenas cinco minutos”.

En la ciudad de Nueva York, la máxima en las próximas horas es de menos tres grados, y se espera que la columna de mercurio baje a menos 15 grados, sin contar los vientos con los que la temperatura percibida supera ampliamente los -20.

En Massachusetts se espera que el termómetro baje a -36 este sábado a la noche, una cifra récord desde que se comenzó a analizar las temperaturas, por lo que las autoridades cerraron el viernes las escuelas, ante el riesgo de hipotermia y congelamiento para los niños que caminan a la escuela o esperan autobuses.

En Boston, el Gobierno declaró el estado de emergencia hasta el domingo y abrió centros de calentamiento para ayudar a los más de 650.000 residentes de la ciudad a sobrellevarlo.

En Southwick, Massachusetts, a las afueras de Springfield, se culpa a una tormenta de nieve por la muerte de un bebé, cuando los vientos derribaron un árbol que cayó y golpeó el vehículo en el que se encontraba con su familia.

Información de Ansa, Efe, Télam y AFP 

MAS NOTICIAS
NOTICIAS RELACIONADAS